En memoria de Tom Regan

Robert T. Hall, J. Salvador Arellano, Ana Cristina Ramírez Barreto

Resumen

El desafío de Regan para dar reconocimiento moral y legal a los animales pareció extremo a mucha gente. Implica que los animales no humanos son totalmente iguales a los animales humanos, por lo cual muchos consideraron extrema la postura de Regan. El desafío de Regan continúa: si es dificil, considerar a los animales no humanos como personas ante la ley ¿qué estatus debemos atribuirles? Tanto los bioeticistas como los filósofos del derecho siguen luchando con este problema. “La solución” más común es que debemos reconocer jurídicamente a los animales como seres sensibles o sintientes, aunque nadie sabe exactamente qué implicaciones tiene esta nueva categoría. Por otra parte, algunos filósofos han sugerido que el asunto de nuestras obligaciones para con los animales es una relación política y que tenemos que considerar varias categorías de relación dependiendo de la historia y el contexto cultural de nuestras relaciones con ellos.

Texto completo:

PDF

Métricas de artículo

Cargando métricas ...

Metrics powered by PLOS ALM
Copyright (c) 2017 Robert T. Hall, J. Salvador Arellano, Ana Cristina Ramírez Barreto